Si queréis tener una piel joven y saludable os aconsejamos que incluyáis en vuestra dieta diaria una serie de alimentos que contienen nutrientes esenciales que benefician y protegen la piel desde el interior.

  • ZanahoriaSon una fuente de betacaroteno, un precursor de la vitamina A que contribuye a reducir la flacidez y las arrugas. Se recomienda su consumo antes de exponerse al sol para conseguir un bronceado más uniforme y duradero, y porque tienen propiedades fotoprotectoras, lo que no significa que comer muchas zanahorias pueda sustituir en ningún caso al empleo de cremas de protección solar.
  • Kiwi: al ser rico en vitamina C, estimulará el crecimiento de las células y la producción de colágeno. Si nos falta vitamina C, la piel pierde elasticidad y es cuando se empiezan a formar arrugas.
  • Arándanos: contienen vitamina C y flavonoides, lo que les confiere propiedades antioxidantes, que evitan la destrucción celular y el envejecimiento prematuro.
  • Cereales integrales: contienen un antioxidante (zinc) que ayuda a sintetizar el colágeno y también ayuda a tener la piel más elástica y firme.
 
Share This